10 años, una vida!


Es increíble no solo la velocidad con la que avanza el tiempo, sino la manera cómo se puede vivir ese ritmo. Hace apenas 10 años le dábamos la bienvenida a lo mejor que nos ha sucedido: nuestra hija. Tal como muchos nos predijeron cuando estábamos esperándola, si fue todo un reto, con muchos sacrificios, el criarla. Pero la verdad es que no eran sacrificios, porque no estábamos dejando de hacer algo por ella, sino por el contrario, estábamos haciendo lo que voluntariamente habíamos decidido hacer PARA ella.

Su Primer Cumpleaños

Quizás, lo que más me ha impresionado de estos primeros años, es precisamente el cambio que ha sucedido en mi. Pasar de lo egocéntrico a querer darlo todo por mi hija, ha sido la mejor experiencia de mi vida, y me emociona pensar que sólo es el comienzo.

Su segundo cumpleaños

En ese devenir, llegó el día en que llegó Frozen, la película. Se acercaba su quinto aniversario, y tenía todo preparado para cumplir uno de mis sueños: tener una moto. Pero, ya ella era suficientemente grande y pidió una fiesta de Frozen. De su lado, como siempre, estaba su mamá, de manera que mi lucha fue corta, ya que no pude convencerlas de seguir con mi plan de comprar mi moto, por lo que el compromiso fue que celebraríamos en grande cada 5 años. En ese momento, los cinco años siguientes los veía como una eternidad, y aprovechaba para comprometerme a una magna celebración de los 15. Así, celebramos en grande con Elsa y todo su equipo…

Su quinto cumpleaños

De ahí hasta ahora, 4 cumpleaños mas le celebramos, pero lo más importante ha sido ver cómo ha crecido, no sólo de tamaño, sino de carácter, de madurez. La veo y me parece increíble, lo cual me obliga a ver también cómo he crecido yo como Padre. Puedo decir que una cosa es lo que uno lee, escucha y cree que es ser Padre, y otra, muy distinta, serlo. Es una montaña rusa en la cual uno se enfrenta a lo desconocido en cada segundo, lo cual va mutando con cada cosa que sucede, y lo hace creer a uno que ya no puede venir nada parecido ni peor, enfrentando la sorpresa de que no hay realmente un límite para el asombro de las situaciones que se van viviendo.

Su octavo cumpleaños

Y así, fueron pasando los días, y hemos ido aprendiendo juntos tantas cosas. Vivo ahora con la expectativa de lo que vendrá en cada segundo que compartimos. Escuchar cómo se expresa (que de verdad tengo la suerte de que se expresa mucho, porque, tal como yo, habla y habla y habla y habla!) me hace sentir vivo; y con cada pregunta, me hace vibrar de emoción al verme enfrentado a sus interrogantes y conclusiones. Un día, me preguntó “por qué trabajas tanto?”. Era una pregunta que temía llegaría algún día, de manera que en los segundos en los que organizaba mi respuesta, ella misma me respondió: “bueno, si a ti te pagan por trabajar, mientras mas trabajas mas ganas, así que está bien porque así estaremos bien todos”. Me dejó en el sitio, sin oportunidad ni siquiera de balbucear… Y así es como ha ido evolucionando nuestro día a día, hasta hoy, que ya cumple sus 10 años.

Su noveno cumpleaños

Mientras escribo esto, nos preparamos para celebrar sus 10 años. Las últimas semanas ha estado super emocionada, contando cada hora que falta, hasta que anoche esperamos que fueran las 12 para felicitarla. Fuimos para que comprara la ropa que quería usar en esta especial ocasión, en la que compartirá con sus amig@s en una actividad que ella decidió, en un sitio que a ella le gustó. Luego de aquel acuerdo hace 5 años, no pude más que aceptar sus planes y apoyarla; apoyarla, como siempre lo he hecho, y como, sin lugar a dudas, siempre haré.

Le doy gracias a Dios por darnos la oportunidad no solo de ser padres, sino de serlo de nuestra hija. No hay manera de evitar lo que sonará como un acto irremediable de egoísmo, que se repite en cada padre de este planeta: nuestra hija es la mejor del mundo!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s